El saldo de las tarjetas de crédito a pagarse en septiembre podrá refinanciarse en un año

Es una medida pensada para el alivio de corto plazo. Así lo decidió el Banco Central.

El vencimiento de las tarjetas de crédito que se deberán pagar en septiembre podrá ser financiado en cuotas. Así lo decidió hoy el directorio del Banco Central de la República Argentina (BCRA), en su habitual cónclave de todos los jueves. 

La medida, a la cual accedió NA en exclusiva, será anunciada en lo que resta de esta tarde.El saldo de agosto incluye tanto los gastos realizados antes de la pandemia, que el BCRA obligó a refinanciar y comenzaban a pagarse en agosto (transcurridos los meses de gracia: mayo, junio y julio); como también los gastos realizados durante julio y agosto, dependiendo de la fecha de cierre de cada tarjeta. 

Es decir, incluye deuda vieja refinanciada, y también nueva, cuyo pago ahora podrá postergarse. "Se trata de los vencimientos que operan en septiembre, debido a los consumos mayoritariamente de agosto", explicó una fuente del Banco Central.El plan de financiamiento tiene carácter automático y en el caso de que se ejecute algún pago (por ejemplo por débito automático) hay un plazo de 30 días para pedir al banco la reversión de la operación. Las cuotas solamente pueden devengar el interés compensatorio de 40% anual (más IVA) y ningún otro recargo. 

Las personas podrán cancelar anticipadamente total o parcialmente, en cualquier momento y sin costo, excepto el interés compensatorio devengado hasta el momento del pago.En una medida similar a la que se tomó al comienzo de la pandemia, se otorgarán tres meses de gracia y la posibilidad de pagar en nueve cuotas fijas. Mientras que la tasa será del 40% más IVA, similar o algo menor a la inflación proyectada por consultoras privadas para los próximos 12 meses, que la ubican alrededor del 45%.

BUENOS AIRES, NA